¿Cómo ordenar tu zapatos en cajas paso a paso?8 min lectura
4.5 (90%) 2 votes

¿Adicta a los zapatos? ¿Sois muchos de familia? ¿Tienes tacones de todos los colores que luces de vez en cuando y no sabes dónde ponerlos o cómo  guardarlos? ¿Desbordada? Y hablo en femenino porque la fiebre de los zapatos es algo que nos ataca a nosotras. En los chicos y caballeros es más fácil.

Nos hace sentir bien, poderosas, guapas y deseadas. ¡Y si son modelos altos o muy altos ni te cuento! A veces me encuentro con verdaderas obsesas de esas medidas. Bueno… Yo soy una de ellas. ¡Lo reconozco! Por eso me sale la pasión amorosa cuando hablo de tacones o sandalias con brillantes (mis favoritos).

 Ordenar con cajas especiales tus zapatos paso a paso

Así que, como todo lo que se ama en la vida, es necesario e imprescindible el cuidado para que el cariño sea de ida y vuelta. Con tu calzado (tanto el de diario como el de ceremonia) no va a ser menos.

 

8 razones poderosas que harás que te apuntes al orden en tus zapatos.

  1.  Los zapatos bien guardados, empaquetados y limpios sin acumulación de cajas arriba (para que no se deformen y aplasten) y bien clasificados duran más. Sí. Lo que oyes. Y las razones son diversas. Porque no les entra el polvo, la humedad y/o los bichitos. Y esto es lo primero que debes atender para que te duren muuucho. Cuando lo vayas a apilar, ordenar o guardar, limpia, primero, toda la suciedad y los restos que traes de la calle con un trapito húmedo y empapado con jabón neutro.  Vale tu gel de baño más especial, que no hay que comprar un producto específico. Envuélvelos, a continuación, en papel de seda (o de otro tipo siempre que sea blanco o no tenga color) o en las bolsitas que los fabricantes meten en las cajas para los viajes. Sí, lo acepto, que tienes razón. Esas solo vienen en los zapatos buenos, pero, si tienes, estas gamuzas son las mejores opciones.
  2.  El desorden te pone de los nervios. ¡Como lo oyes! ¿Acaso no te ha pasado que intentas encontrar algo, te llevas media hora abriendo cajas y acabas de un humor de perros? Pues, ya sabes: es bueno para la salud apuntarte al orden. Creo que esta razón es más que poderosa para arremangarte y ponerte manos a la obra.
  3.  Cuando tienes tus zapatos clasificados, sabes qué tienes… ¿Qué? Que tú sabes siempre lo que tienes ¿Estás segura? ¿No te ha pasado nunca que a la vista está la boda del siglo, que no sabes qué ponerte en los pies y en tu ropero estaba el modelito ideal para la ocasión? ¿No? A mí sí. Sobre todo, con los tacones de ceremonia o poco uso. Intenta clasificarlos, además, por tipos: eventos especiales en las baldas de arriba del armario (por poco uso). Más abajo coloca los de salir con frecuencia. Y a la altura de los ojos debes poner los de diario (sean tacones o zapatillas bajas). Abajo del todo sitúa las botas, botines o calzado deportivo. No vale todo amontonado sin sentido.
  4.  El orden decora. Como lo oyes. No hay nada más terrible que un closet patas arriba. Así está el mío ahora, pero me tengo que aplicar todos estos consejos aquí servidora la primera. Sin embargo, con estos trucos que te pongo a continuación, no solo tendrás archivados y perfectamente ordenados tus zapatos, también conseguirás que tu vestidor luzca tremendamente bonito o el armario o la habitación que hayas dejado para este menester. ¡Prueba! ¡El resultado puede ser toda una sorpresa!
  5.  Y ahora viene más, si no tienes sitio en tu armario, con estas ideas puedes dejar un hueco en cualquier zona (debajo de la escalera, un hueco en el salón, un rinconcito y almacenar allí tus zapatos.  Más aún, si te das maña y eres capaz de decorar las cajas (con pintura o papel), ¿a qué esperas para dejarlos incluso en el pasillo de entrada? Es una bonita idea y dice mucho de ti y de tus manías.
  6.  El orden ahorra. ¿A que te has dado cuenta leyendo lo anterior? Cuando veas todos tus modelos perfectamente apilados y ordenados por color, altura, temporada u ocasión, seguro que no dices eso de que me falta algún zapato para esto o para aquello. ¡Están allí, limpios, ordenados y diciendo sácame a la calle!
  7.  Con el orden y la clasificación racional es más fácil salir conjuntada porque solo tienes que echar un vistazo a tu sitio y esos tacones rojos o esas botas de leopardo que habías olvidado saltarán a la vista de inmediato. ¡No salgas siempre con lo mismo! Ya sabes que unos zapatos atrevidos, bonitos y que digan de ti arreglan cualquier estilismo. Y es la mejor manera de destacar y hacer notar tu buen hacer en el vestir.
  8.  Si eres tan afortunada que has comprado zapatos de marca, cuando te canses de ellos o entiendas que no vas a darle mucho más uso puedes venderlos en los sitios online de segunda mano. En este caso es importantísimo que estén en muy bien estado, guardados y clasificados. Volvemos al inicio. Los Blahnik (un lujo, ya lo sé), Jimmy Choo o Ferragamo se pueden vender en tiendas especializadas (sobre todo de Estados Unidos) que soportan una gran demanda de clientela. Esto es, son una inversión. A veces, mucho más que un plan de pensiones por el placer que dan y por el retorno del gasto. Así que esta es otra idea para tu futuro: invierte en zapatos. Otra opción son los bolsos, pero eso para otro día.

¿Te he convencido?

Eso espero porque ahora vamos a meternos en faena y a arremangarnos con estos consejos para guardar tus zapatos lo mejor posible y que sean tu patrimonio más preciado.

Guardar tus zapatos paso a paso para que te duren, decoren y te ayuden a diario a salir divina a la calle

  1.  Lo primero es que te hagas con unas cajas para zapatos que sean todas iguales y uniformes. Así se verá ese orden cósmico y hermoso que te he expuesto más arriba. Te sorprenderás, pero ya hay empresas especializadas con tienda online que tienen este producto a un precio más que competitivo. Son, además, fáciles de montar y muy resistentes a los traslados, mudanzas y golpes.
  2.  Continúa con el proceso de limpieza y eliminación de restos de suciedad. Antes de guardarlos o de hacer cualquier operación hay que dejarlos secar si están húmedos. Pásales a los de piel un betún especial para darle brillo y envuélvelos en papel de seda. Los de tela o con abalorios de adorno solo necesitan un repaso con un trapo húmedo y jabón neutro. Reitero: no hagas gasto. Tu gel favorito también sirve para los zapatos. Colócalos perfectamente sin que se hagan pliegues ni rozaduras. Mete papel de seda en el hueco donde estaría tu pie para que no se deformen y duren mucho tiempo. Intenta conservar y guardar los cartones que traen las botas al comprarlas y utilízalos para el almacenaje de cambio de temporada. Así evitas que la caña se deforme durante el verano cuando no  las usas.
  3.  Mételos, a continuación, en estas cajas especiales que te he comentado antes. Si los zapatos son de marca o muy buenos no debes tirar las originales ni los elementos que vengan en ella (bolsas, accesorios, etiquetas de seguridad, etc). Eso lo tienes que conservar. Acuérdate de lo que te he dicho anteriormente sobre la inversión que son unos buenos tacones o unas sandalias de moda. Es mucho más fácil venderlos cuando tienes todos estos accesorios que si solo dispones del calzado sin más. Son una garantía de autenticidad adicional, como tickets o bolsas originales. Piensa en todo esto a la hora de comprar.
  4.  Clasifícalos con un rotulador rojo. Hay ciertos datos básicos que debes poner: altura (zapatillas, tacones, cuñas, plataformas), color o colores, material (piel, tela, abalorios…), ocasión (ceremonia, diario..), temporada y alguna nota más (cómodos, rozan, sientan divinamente…). También puedes hacerles una foto e imprimirla. No hace falta que tengas equipo en casa. Hay empresas que te sacan en papel tus imágenes del móvil. Pégalas en la caja, en la parte más visible. Así con un simple vistazo sabes lo que hay dentro.
  5.  La mejor opción es hacerte con una estantería con baldas para ordenar tus zapatos. Así no se amontonan demasiado y no corres el riesgo de estropearlos con el peso de los que están arriba. Si no puede ser, intenta no apilar demasiado. Solo tres o cuatro cajas puestas en fila de una vez. De lo contrario, corres el riesgo de quedarte sin colección. Las cajas de zapatos que venden las empresas especializadas te ayudarán a dar uniformidad y un toque de distinción. Son baratas y muy fáciles de conseguir vía Internet. Remata con algunas bolitas o saquitos de olor que perfuman a la vez que eliminan la humedad.

Y por último…

¿Eres una artista? Si es así, atrévete a pintar y decorar las cajas y dejarlas en cualquier sitio de la casa. Vale incluso en el salón. ¿Qué me dices?

Centro de preferencias de privacidad

Leer entrada anterior
Cajita en cartoncillo y caja en cartón ondulado
¿Cual es la diferencia entre Cartoncillo y Cartón Corrugado?

Tanto el cartón de cartoncillo como el cartón corrugado son materiales que están hechos de cartón (pulpa de papel), pero...

Cerrar